15/02/2018 LA PROVINCIA
EN EL MARCO DEL 8M

Trabajadoras de prensa se pliegan al paro del 8M

En el marco del Día Internacional de la Mujer (PIM), que se realizará el 8 de marzo en 50 países y diferentes puntos del país, se realizó la primera Asamblea de Trabajadoras de la Comunicación en el Sindicato de Prensa. Participaron mujeres de diferentes medios periodísticos. El eje transversal fue la cuestión de género y la situación laboral en la que se encuentran, tanto en el sector público como privado. Allí, decidieron conformar un frente de trabajadoras de la comunicación y una próxima asamblea para el 22 a las 14.30.

img

En distintos puntos de América Latina y el Caribe, las organizaciones feministas convocan a las asambleas para organizar el #8M Paro Internacional de Mujeres. En Chaco, trabajadoras de la comunicación realizaron la primera asamblea del sector. Trataron sobre modalidades para llevar adelante el paro y surgió la necesidad de trabajar en un frente para unificar el discurso que tendrán como bandera en la movida internacional que, se espera, sea masiva.

En este sentido, Claudia Araujo, quien es parte de la Comisión Organizativa, explicó que la Asamblea se lleva adelante para organizar la metodología del paro de cara al 8M, con la máxima del paro por 24 horas, sin asistencia a los lugares de trabajo y otras formas. “Lo más importante es que hubo una diversidad de expresiones, representantes de muchos tipos de actividad del sector público y privado de distintas formas de comunicación”, celebró.

Araujo hizo extensiva la convocatoria a todas las trabajadoras, tanto aquellas que se identifican con la comunicación, la prensa, espacios institucionales y también a las estudiantes, a las docentes de la carrera de periodismo y de comunicación. “Todas podemos hacer visible las condiciones desiguales en la que estamos trabajando, porque mucho tiene que ver en lo que no se ve, como por ejemplo el acoso laboral en la becarias y las más jovencitas y otro tipo de incumplimientos laborales en la actividad en relación con nuestros pares varones”, detalló.

En esta línea, remarcó que una de las formas de precariedad es encuadrarlos como monotributistas y la multitarea. Es decir, “hacer horas extras si querés aportar contenido que te parece que es de interés, mientras tanto hay que cumplir un montón de otras cuestiones, sumada a las horas vinculadas con la pauta o con los clientes en el caso de los medios privados”, aseveró Araujo y agregó: “Queremos hacer visible los contenidos que para nosotras como mujeres son importantes; se está dejando de lado al 50% de la población”.

Al ser consultada por este medio qué evaluación hace sobre la primera Asamblea que se desarrolló en la tarde de ayer, subrayó: “Necesitamos un área de género dentro del Sindicato y es importante el aporte que recibimos de otras trabajadoras de otros sectores. En la construcción, el camino es largo y esta experiencia es muy saludable”, concluyó.

Por su parte, Rocío Blotta, del Sindicato de Prensa, declaró que la idea es que las mujeres trabajadoras de los medios de comunicación puedan organizarse y manifestar todas las situaciones que pasan a diario dentro de cada medio, de violencia y desigualdad con respecto a los hombres. “El objetivo de esta reunión es organizarnos para saber cómo vamos a manejar la situación dentro de los propios medios, ya que será complicado que los patrones acepten el paro de las trabajadoras de medios sin objeciones”, puntualizó.

“Acompañaremos para que las mujeres se sientan más contenidas con la cuestión legal de poder parar y manifestar su situación. La postura que tomará esta nueva comisión es revitalizar el Sindicato, volviendo a marcar algunas políticas que por ahí habían quedado de lado por la propia crisis sindical que tuvo la institución”, afirmó.

El Sindicato de Prensa tomó la decisión de adherirse formalmente al paro y lo hará ante el Ministerio de Trabajo de la Nación.

Participaron trabajadoras de medios como Diario Norte, elDIARIO de la Región, las radios Libertad, Nacional y Provincia, Chaco TV y medios independientes.

 

CUESTIÓN DE GÉNERO

Durante la Asamblea, se debatieron temas inherentes a la cuestión de género, sobre todo a la situación desigual de las trabajadoras de prensa con respecto a los hombres. Las condiciones laborales fueron uno de los temas transversales en cuanto a la elección de la metodología del paro, ya que muchas o están en situación de precariedad o sienten la desprotección legal a la hora de parar.

En este contexto, se adoptarán diferentes medidas. La postura más dura y la que instan a llevar adelante es un paro por 24 horas sin asistencia a los lugares de trabajo. Otra de las modalidades es la cobertura exclusiva de las actividades del 8M, y la otra manera es la cuestión simbólica, esto es, asistir a los lugares de trabajo pero con una insignia que identifique el acompañamiento al paro. La idea es visibilizar el acompañamiento del sector a la movida internacional que se da en poco más de 50 países.

En la reunión, se trató también extender la convocatoria a las trabajadoras de medios del interior, para que se haga extensiva a toda la provincia. Además, trabajarán en una encuesta virtual para tener información sobre la situación laboral de las trabajadoras en los medios, como el porcentaje de mujeres que se desempeñan en los medios.

 

EDICIÓN IMPRESA