11/02/2018 EL PAÍS

Muerte del cadete: cerraron por 30 días la Escuela de Policía

Así lo dictaminó el gobierno de La Rioja, luego del deceso de Emanuel Garay, un aspirante de 19 años, por un cuadro extremo de deshidratación y heridas graves durante un entrenamiento en una jornada cuyas temperaturas alcanzaron los 50 grados de sensación térmica. Se investiga si hubo abusos y “bailes” a los aspirantes. 10 jóvenes debieron ser internados .

img

 

"Lo hicieron entrenar en condiciones infrahumanas. Les negaron el agua y por eso mi hermano cayó desmayado. En ese momento la persona que estaba a cargo dijo esa frase aberrante: 'Si se tiene que morir, que se muera'... Mi hermano quedó entonces inconsciente, tirado bajo el sol de las tres de la tarde, y no recibió ayuda. A la media hora convulsionó y lo ayudaron. Lo llevaron al hospital pero ya entró en coma. Los médicos lo intentaron todo pero no pudieron hacer nada. Contra ellos no tenemos nada que decir"; palabras de Adrián Garay, hermano Emanuel, el cadete fallecido ayer luego de un brutal primer día de entrenamiento en la Escuela de Policía de La Rioja.Adrián también contó que Emanuel fue abandonado bajo el fuerte sol. Después de media hora, alguien vio que estaba convulsionando y lo llevó al hospital de la zona."Estoy cansado de llorar. Perdimos a mi mamá el año pasado y ahora a mi hermano menor", contó angustiado Adrián, hermano de la víctima. Y agregó: "Nosotros responsabilizamos al gobierno de la provincia y a la Policía". Adrián relató: "Una de las chicas que estaba internada nos contó que un instructor vio caer a mi hermano y dijo 'si se tiene que morir, que se muera'". Roque Garay, el padre del joven, informó la noticia públicamente y explicó que la muerte de su hijo ocurrió a raíz de un paro cardíaco .

CIERRE POR UN MES

El gobierno de la provincia de La Rioja ordenó el cierre durante 30 días de la Escuela de Cadetes de Policía local tras la muerte de un joven a raíz del entrenamiento extremo al que fue sometido, informaron fuentes oficiales.La decisión fue tomada por el gobernador Sergio Casas, quien además ordenó iniciar una investigación para dilucidar las condiciones en que se produjeron los hechos que condujeron al fallecimiento del joven de 19 años. Según señalaron los voceros, desde el gobierno, que el último 6 de febrero ordenó la remoción de todos los jefes de la Escuela, también se había radicado la denuncia por la cual fueron detenidos ocho policías de la institución que se encargaban del entrenamiento de los cadetes.

El fiscal General de La Rioja, Hugo Montivero, deslizó en diálogo con Cadena 3 que el cadete Emanuel Garay, que murió producto de un entrenamiento extremo, se habría descompensado en una práctica de "bautismo". Montivero, en ese sentido, adelantó que se investiga a otros cadetes de años superiores por el abuso.

"Estos bautismos se hacen y es cuando se desencadenan este tipo de hechos", dijo, al tiempo que recordó que fueron detenidos cuatro comisarios y cuatro oficiales tras la muerte del joven aspirante de 18 años. "Hasta ahora están imputados como autores y coaturos de homicidio y fueron removidos del instituto", señaló en relación a la cúpula de la Escuela de Cadetes de la Policía de La Rioja.

El magistrado reconoció que de la investigación se desprende la sobre exigencia a la que fueron sometidos los jóvenes. "Cuando hacían lagartijas, se cubrían sus manos con la propia ropa por el calor del asfalto", dijo. Al menos 10 aspirantes fueron internados tras el brutal entrenamiento en una jornada cuyas temperaturas alcanzaron los 50 grados de sensación térmica. Producto de esa sobre exigencia física, Emanuel Garay, de 18 años, murió en la madrugada de ayer luego de agonizar cinco días en el Hospital Enrique Vera Barros. El fiscal, por otro lado, admitió que episodios de abusos ya habían sido denunciados años anteriores, aunque reconoció que ninguno llegó a un caso tan grave como el de esta semana.

INVESTIGAN HOMICIDIO

El fiscal también dio detalles sobre el cuadro con el que Garay llegó al Hospital Vera Barros de la capital riojana: "Ingresó con un severo proceso de deshidratación, una descompensación general y un shock hipovolémico (síndrome que ocurre cuando el volumen sanguíneo baja tanto que el corazón no logra bombear suficiente sangre al cuerpo). También cursaba una falla renal aguda y apenas ingresó al hospital fue asistido con respiración mecánica". Montivero también informó que en el transcurso de esta mañana se hará la autopsia para saber a ciencia cierta la causa de muerte del joven.

El entrenamiento en la Escuela de Policía de La Rioja había comenzado a las cinco de la mañana, tuvieron un descanso de una hora alrededor de las 14 y continuaron por la tarde hasta que doce cadetes, entre ellos Garay, se descompensaron y debieron ser hospitalizados. Cuatro de ellos ingresaron con cuadros clínicos graves. En total había unos 200 aspirantes a policías, entre hombres y mujeres, entrenando al rayo del sol y bajo condiciones extremas.

"Era un grupo muy grande, entonces hay que ir uniendo lo que nos fueron diciendo. La temperatura durante el entrenamiento era altísima, hemos pedido una especificación horaria de la temperatura y la sensación térmica al Servicio Meteorológico, pero durante esta semana hemos tenido 42° y una sensación de 50°", señaló el fiscal. Y agregó: "Algunos testimonios refieren que cuando hacían cuerpo a tierra los cadetes se cubrían las manos con la ropa porque los hacías acostarse en el asfalto".Los ocho detenidos están alojados en el departamento de bomberos de la provincia y serán derivados al servicio penitenciario a la espera de que el juez los cite a declarar. 

EDICIÓN IMPRESA