02/05/2018 LA PROVINCIA

Frigoríficos recuperados esperan por un fallo judicial para volver a faenar

Trabajadores de la cooperativa Unidos Ltda. y de la CTC de Vilelas tienen fuertes expectativas por la resolución del recurso de amparo interpuesto para reabrir los frigoríficos mientras regularizan la situación por la que suspendieron sus matrículas de faena. La decisión recae en el Juzgado Federal N° 1.

img Unidos Ltda. y Cooperativa de Trabajo y Consumos (CTC) continúan sin faenar.

100 trabajadores de la cooperativa Unidos Ltda. y 140 de la Cooperativa de Trabajo y Consumos (CTC) de Vilelas esperan volver a faenar. Es que, con la suspensión de sus matrículas, y la constante negativa en cuanto a levantarse la sanción, aun cuando intervinieron funcionarios del Ejecutivo provincial ante el Instituto Nacional de Asociativismo y Economía Social; interpusieron un recurso de amparo para poder reactivar ambos establecimientos y en paralelo regularizar las cuestiones que les están exigiendo y, cabe aclarar, en las que fueron avanzando desde diciembre a esta parte.

La decisión recae en el Juzgado Federal N° 1 de la jueza Zunilda Niremperger.

Ya pasó un mes y medio desde que, a través del Registro Único de Operadores de la Cadena Agroindustrial (RUCA), le fueron suspendidas sus matrículas para faenar por haberla prestado a matarifes que están obligados a tener la propia. El disparador fue un informe negativo del Inaes en el que ellos mismos reconocieron a ese mecanismo propio también de frigoríficos privados. El compromiso fue revertirlo. Pero aún no pueden torcer el brazo del organismo al que le están pidiendo que no detenga la cadena de producción de las cooperativas de trabajo mientras regularizan la situación.  

Luis Sotelo, presidente de la cooperativa Unidos Ltda., que explota el frigorífico Resistencia, dialogó con elDIARIO de la Región y comentó que la semana pasada viajaron por tercera vez a Buenos Aires, a la sede del Inaes. “Nos atendió la Comisión Fiscalizadora con la Supervisora General. Con nosotros fue también el subsecretario de Ganadería de Chaco, Sebastián Bravo, y el titular de la Dirección de Cooperativas del Chaco, Bernardo Hochberg”, dijo y compartió la lectura que hizo del encuentro en donde Bravo, tal como lo señaló, “incluso se comprometió a actuar de fiscalizador mientras nos vamos regularizando. Pero ni así”. “Siguen argumentando, pese a que desde diciembre hasta marzo fuimos revirtiendo, se mantienen igual. Ni a nosotros nos dieron esperanza”, amplió.

Tras esa reunión que fue el martes pasado, contó que un día después “Vilelas presentó un recurso de amparo, una cautelar. Y después nosotros. Molestó que judicialicemos. Entendieron que nosotros no teníamos voluntad de solucionar. Y bueno, que nos arreglemos vía judicial”. “Hoy, de acuerdo a lo que nos dijo el Inaes, dependemos del Juzgado”.

En cuanto al impacto en el mercado cárnico, aseguró que el freno a los frigoríficos recuperados influye en el estado de la carne que debe trasladarse en una distancia mayor hasta llegar a las góndolas: “están llegando sin frío”, aseguró.

El segundo factor es el precio. “Subió el 30 % la carne. Al no haber frigoríficos cerca se van a faenar a 100 kilómetros y se encarecen los costos”, añadió.

Para Sotelo, “está muy leído el propósito del Gobierno nacional con las cooperativas. Y más los que estaban trabajando bien”.

En este escenario, los trabadores se encuentran hoy expectantes y atentos a la decisión de la Justicia para volver a sus puestos de trabajo.

EDICIÓN IMPRESA