19/07/2018 EL PAÍS

Aborto legal: advierten que Macri será echado de la Iglesia si se aprueba

"Toda persona que contribuyere o que efectuara una acción concreta para producir el aborto tanto como los que hacen la práctica –los abortistas–, será excomulgada", sentenció el sacerdote chaqueño Rafael del Blanco.

img

Según el padre chaqueño Rafael del Blanco, en el Derecho Canónico existen pecados de alta gravedad, que tienen como consecuencia la expulsión automática de la Iglesia para aquellos que contribuyeren o fueren cómplices para la ejecución de esas faltas. "Toda persona que contribuyere o que efectuara una acción concreta para producir el aborto tanto como los que hacen la práctica –los abortistas–, será excomulgada", sentenció consultado respecto de si ese no sólo es el caso de los legisladores que votaron a favor de la interrupción voluntaria del embarazo, sino también del presidente, Mauricio Macri.

En una entrevista con Ernesto Tenembaum, en su programa en Radio Con Vos, el cura reiteró que para la Iglesia católica la interrupción del embarazo es un delito y un pecado moral de materia grave y que en el Derecho Canónico hay ciertos pecados que son de 'latae sententiae', es decir, de excomunión automática.

Es que, según argumentó el sacerdote, el castigo también afecta a los cómplices: "Todos los que participaren directamente o indirectamente, apoyando o haciendo una acción que haga posible que el aborto se realice, serán excomulgados automáticamente".

"La Iglesia es una comunidad en comunión, unidos a Cristo especialmente a través del sacramento de la eucaristía", señaló, y en ese sentido explicó que "la excomunión significa no poder acceder a dicho sacramento". Es decir, Macri, por permitir el debate, y diputados y senadores, por levantar la mano por el aborto, serán echados de la religión católica apostólica romana.

No obstante, según su doctrina, hay una chance de ser perdonados y dar marcha atrás. "La excomunión significa que están con un pecado de materia grave hecho público, como ocurrió en el Parlamento. Frente a toda la comunidad eclesial esta persona claramente incurrió en un pecado de materia grave y por eso es que necesita resarcir eso con el sacramento de la confesión. Dios perdona todo pecado", advirtió.

"¿El presidente Mauricio Macri quedaría inmediatamente excomulgado de la Iglesia católica?", le preguntaron. Y respondió: "Eso dice el derecho canónico; pero él se puede confesar, recibe la absolución de su pecado y luego vuelve a participar (de la Iglesia). Pero primero tiene que confesar el pecado de materia grave".

El padre Rafael recordó que "el sacramento de la reconciliación es la acción por la cual la Iglesia perdona todo pecado", pero aclaró que "en el momento que uno se va a confesar lo tiene que hacer con arrepentimiento y con el firme propósito de no pecar más". (Fuente: Política Argentina)

EDICIÓN IMPRESA